El Obrador de Xerigots organiza nuevas actividades gastronómicas en Vilafranca del Penedès

Es uno de los únicos espacios de afinamiento de quesos de Catalunya y tiene como peculiaridad que la maduración tiene lugar en antiguos lagares de cerámica donde se guardaba el vino.

El binomio queso y vino es la estrella de las nuevas actividades que organiza el Obrador de Xerigots de Vilafranca del Penedès. El espacio se abre a los visitantes con propuestas enoturísitcas protagonizadas por maridajes con 15 quesos del mundo y 5 vinos catalanes, un juego donde habrá que buscar la mejor pareja para cada vino. La experiencia no acaba solo con la cata, ya que se trata de un recorrido por conocer diferentes formas de elaboración de quesos y poner los sentidos a prueba para diferenciar los tipos de leche y los grados de maduración.

Antes de la cata, la actividad nos propone hacer una visita al Obrador, situado en un antiguo almacén de vino en la emblemática calle Comerç de Vilafranca, una zona característica para sus noves donde, del siglo XIX y principios del XX, y gracias al impulso de la actividad vinícola del Penedès, se almacenaba el vino que se comercializaba en botas y dipósitos por todo el mundo. En el Obrador, Xerigots afina los quesos que llegan de queserías artesansa de Cataluña, España, Francia, Italia, Reino Unido y otros rincones del mundo. El espacio de afinamiento, uno de los pocos de Catalunya, es además especial y único: antiguos lagares de cerámica donde antes se guardaba el vino, un lugar que reúne las condiciones óptimas de humidad y temperatura para afinar grandes quesos.

Las fechas abiertas de esta primavera son el viernes 21 de abril, viernes 12 de mayo y viernes 26 de mayo; siempre a las 19:30h. Es imprescindible reservar en www.xerigots.cat o en la web de Enoturisme Penedès. Además, para grupos de más de diez personas, el Obrador de Xerigots organiza actividades a mida.