Restaurante Dos Terres

Restaurante Dos Terres

Tipo de Cocina

Regional renovado

Precio cubierto

30-50€

Ubicacion

Carrer Paris, 158 Barcelona (41.39204 - 2.15132)

Otros

Tel: 93.322.00.49
e-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

La cocina de Martín, cocinero experto, joven argentino de origen, casado con Montse, catalana, que domina el arte de servir el comedor muy profesionalmente, son el origen del nombre de este restaurante: dos países, dos tierras lejanas y unidos por esta pareja en matrimonio felizmente.

La cocina de Martín es una cocina entremezclada de dos culturas que se bastan por sí solas y él sabe emsamblar como por ejemplo las empanadillas sacadas del recetario de su madre o unos canelones deliciosos servidos en una crema "bechamel" única por su untuosidad, sabor y aroma y. Sobre todo, una extrema calidad en todos sus productos. La carne a la parrilla es otra de sus especialidades. El corte, sea "vacío", "bife" o entraña, las mollejas con un "chimichurri" muy logrado son los motivos para destacar de este pequeño establecimiento familiar.

Es el caso de Dos Terres, fruto del esmerado trabajo de Martín y Montse,
reina de la sala , donde se puede vivir momentos tal y como si se estuviera en alguno de los mejores establecimientos de Buenos Aires o de Barcelona. La dulzura y el trato de Montse, muy atenta en la selección y carta de vinos para maridar con los platos de su carta hecha con el recetario fascinante y lleno de rigor y excelencia procuran un un momento inolvidable de la visita. Los habituales disfrutan con un menú a 13 € con muchos platos que parecen de alto nivel.

El "rissoto de espinacas" o una carne braseada con patatas confitadas, regados con una copa de vino de la casa, rematado por una helado al perfume de vainilla son lo escogido de un día de trabajo brumoso y que al salir luce el sol por la alegría encontrada.

Las comidas y cenas en el Dos Terres, ya muy implantado entre los peregrinos del buen comer sin "sustos" ni decepciones son un regalo de restauración. Que dure y felicidades a la pareja que ya está esperando un nuevo vástago. Que no decaiga su deseo y anhelo de lograr el triunfo tan profesional que llevan desde hace tres años con digno esfuerzo, lleno de rigor y calidad.